practicar yoga

7 consejos para practicar yoga en casa

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email

¿Estás pensando en practicar yoga en casa por primera vez? ¿No sabes cómo hacerlo ni qué accesorios necesitas? Entonces este artículo es para ti.

Con origen en la India, el yoga es una práctica que conecta el cuerpo y la mente a través de técnicas de respiración y posturas corporales que ayudan a mejorar la salud general. En occidente, se practica para disminuir los niveles de estrés y como ejercicio.

¿Te interesa?

Sigue los siguientes consejos para llevar a cabo una sesión de yoga en la comodidad de tu hogar.

1.- Crea un espacio cómodo para practicar yoga en casa

El primer paso para practicar yoga en casa es encontrar un lugar sin distracciones. Puede parecer difícil, pero debes ser un poco creativo si de verdad quieres iniciar este nuevo estilo de vida.

Si cuentas con una habitación adicional, puedes acondicionarla pintando sus paredes de color blanco y agregando velas e inciensos. No son obligatorios pero ciertamente te ayudarán a alcanzar un nivel más alto de relajación.

Sin embargo, si vives en un departamento y no cuentas con mucho espacio, puedes acondicionar una porción de tu sala. Mueve los sofás y la mesa de centro, y coloca el mat de yoga en el espacio que acabas de crear. 

A veces no se trata tanto del lugar sino de tus ganas de practicar yoga.

Mujer estirándose para hacer yoga en casa

2.- Consigue accesorios de yoga

Así como en los deportes de contacto físico, el yoga también requiere de ciertos accesorios para que la experiencia sea gratificante. 

Estos 7 accesorios de yoga son los más utilizados:

  • Mat de yoga
  • Bolsa para transportar el mat
  • Calcetines de yoga
  • Mantas de yoga
  • Cinturón de yoga
  • Lota para lavados nasales
  • Cojín de meditación

Aunque te parezca más cómodo hacer yoga en la cama para relajarte, es mejor practicarlo en el suelo con los accesorios recomendados.

No utilices la falta de accesorios para no practicar yoga. Basta con un mat para poder empezar si eres principiante. Los otros accesorios no son indispensables.

Mujer en posición de yoga en casa

3.- Calienta para evitar lesiones

Quienes empiezan a practicar yoga en casa creen que es tan sencillo como sentarse y realizar poses raras. 

Es más que eso.

Son posiciones que exigen a tu cuerpo un nivel elevado de flexibilidad y concentración. Si recién empiezas, calienta previamente para evitar lesiones y no fuerces tu cuerpo con posiciones para las que aún no está listo.

Mujer en posición de yoga en casa

4.- Elige un estilo de yoga

¿Estilo de yoga? ¿No es solo uno? Para nada. 

Pero la pregunta no es qué estilo de yoga quieres practicar, sino qué estilo de yoga necesita tu cuerpo y mente.

  • Ashtanga: un estilo físico y dinámico.
  • Hatha Yoga: para encontrar el equilibrio
  • Vinyasa Flow Yoga: flexibilidad y fluidez
  • DGravity: fuerza y ​​equilibrio
  • Restaurative Yoga: recuperar salud
  • Kundalini Yoga: felicidad y emociones
  • Iyengar Yoga: intensidad y detalle
  • Pranayama y meditación: calma y paz interior
  • Dharma Yoga: pensamiento y concentración
  • Jivamukti yoga: vigorosidad e iluminación

Según tus necesidades, podrás elaborar una rutina de yoga para hacer en casa y alcanzar tus objetivos.

Mujer en posición de yoga en casa

Ashtanga yoga por @yogawoman                                             Vinyasa yoga por @palo.yoga

5.- Relájate con la postura Savasana

Después de practicar yoga, debes dejar que tu cuerpo se relaje con una postura restaurativa. En el mundo del yoga se le conoce como Savasana. Esta postura de relajación ayudará a que tu sistema nervioso asimile los beneficios de la sesión de yoga. 

Mujer en posición de yoga en casa

Fuente: YogaOne

6.- Practica yoga de manera regular

La práctica hace al maestro y en el yoga esta frase no es la excepción.

No existe una frecuencia recomendada. Gozarás de los beneficios del yoga aunque lo practiques 1 vez a la semana, 3 veces por semana o todos los días. La realidad es que depende del tiempo con el que cuentes. 

Solo considera que mientras más practiques, más sencillo será alcanzar posiciones más complejas y beneficiosas para tu cuerpo.

Mujer en posición de yoga en casa

7.- Disfruta tu sesión de yoga

Finalmente, te recomiendo disfrutar de tu sesión de yoga. No veas al yoga como una obligación, sino como un escape para relajarte. Si no lo disfrutas, nunca mejorarás ni verás reales resultados.

Mujer en posición de yoga en casa

El yoga debe ser esa actividad que esperas con ansias al comienzo o final del día. Si no te sientes a gusto practicándolo solo, recuerda que también puedes asistir a una clase grupal con un profesor que te guiará y ayudará a aprender yoga desde cero.

Recuerda que durante estos momentos el estrés se encuentra visible en todas partes. Periodos extendidos de estrés pueden llevar a tu sistema nervioso a sentirse agotado, sin enfoque, ansioso e incluso puede llevarte en algunas ocasiones hacia una depresión. Una práctica de yoga corta te permitirá realinear tu sistema nervioso permitiendo un mejor enfoque en el día a día de tu vida. ¡Namaste!

Recibe inspiración para tu hogar, estilo de vida, tendencias, recetas, ¡y mucho más!